Detalles costureriles que roban miradas

Últimamente me está sucediendo algo bastante extraño, no se si provocado por los últimos cambios que aún me tienen un poco desubicada o porque tengo algo parecido a una ‘crisis de identidad’, jejeje; aunque creo que también puede ser porque no he conseguido hacer un rincón específico en casa o porque tengo la cabeza en otro lado (apuesto firmemente por esta opción); lo cierto es que no tengo muchas ganas de coser. ¡No vayas a asustarte que no voy a dejar el blog! Pero sí que me está costando sentarme a dar forma a las mil ideas que tengo en mi mente. Las dos mudanzas seguidas fueron muy estresantes y ahora lo estoy notando, porque me doy cuenta que la mitad de las cosas que necesito para coser, se quedaron en casa de mis padres.  Así que como no puedo comprar lo que necesito porque no hay presupuesto para tanto, tocó tirar de imaginación y hacer uno de esos detalles costureriles que roban miradas. ¿Quieres verlo?

Pues bien, para situarte un poco contarte que llevo un tiempo enamorada de esos carretes de hilo de madera que se usan mucho para decorar. Me los he comprado barnizados, sin barnizar, con una cinta de purpurina ideal para los carnavales y de diferentes tamaños. Son una monada y como siempre estoy pensando en lo genial que sería tener mi propio taller de costura, voy haciendo acopio de todas los detallitos costureriles que quedarían genial en ese espacio tan anhelado. Y es que… ¡mira qué chulos quedan!

Mi primer carrete de hilo tuneado
Mi primer carrete de hilo tuneado

De momento solo he tuneado uno de ellos, los otros son bastante más pequeños y resultará complicado pero tal vez busco alguna cinta bonita de lino y se la pongo, ¡seguro que queda muy bien!

La excusa para hacer ese mini costurero es que estoy intentando comenzar una pequeña locura.  Un quilt hecho con aplicaciones, algo que no domino pero que intentándolo seguro que conseguiré ponerme al día. Así que se me ocurrió que nada mejor que hacerme un pequeño soporte para tener el material cerca cuando me ponga a coser a mano. Obviamente quiero hacerme uno de esos estuches preciosos que hay por ahí para el apliquick pero tiempo al tiempo. De momento me conformaré con esto.

Hacerlo fue bastante sencillo. Lo primero fue medir el contorno y la altura del cuerpo del carrete. En mi caso unos 14,5 cm de contorno por 5 cm de alto. Corté una tira de lino añadiéndole unos 3 cm en cada medida para poder hacer un pequeño vuelto y que no se deshilachara. Cuando lo hagas, aprovecha para añadir algún detalle, yo usé estas borlitas que me encantan porque le dan un aspecto muy divertido.

Preparamos la pieza que cubrirá el cuerpo de la bobina
Preparamos la pieza que cubrirá el cuerpo de la bobina

En este punto depende un poco de lo que quieras y de las medidas de tu bobina. Me hubiese gustado ponerle tres bolsillos pero lo cierto es que me resultó bastante complicado, así que opté por un bolsillo que serviría para guardar el dedal y un pequeño alfiletero para esas mini agujas que usamos para acolchar en patchwork.

Mi bolsillo y mi alfiletero
Mi bolsillo y mi alfiletero

Elegí poner el bolsillo y el alfiletero con la misma tela para después hacer unos bordados en rojo. Me apetecía mucho hacerlo solo con dos colores pero estoy completamente segura que poniéndole otras telas tiene que quedar espectacular… Tal vez me anime a cambiarlo más adelante, así como si le hiciera vestiditos a una muñeca, ¿te imaginas? 🙂

Bordando mi bolsillo
Bordando mi bolsillo

Un corazón por aquí, unas estrellas por allá y por supuesto una cinta roja que cosí en los dos extremos para poder hacer un lazo que sujetara el conjunto al carrete de hilo. ¡Y ya lo tienes! Un detalle muy bonito para adornar una estantería y por supuesto para hacer esos pequeños trabajos a mano para los que no queremos estar moviéndonos de aquí para allá con el costurero.

Mi carrete terminado
Mi carrete terminado

Pues ya ves qué detallito tan gracioso hemos hecho en solo un ratito, y lo mono que queda colocado junto a las telitas que esperan a ser cosidas en alguno de los proyectos que tengo en mente.

Uno de mis próximos objetivos es hacer un mini costurero para mi madre, para que pueda coser cosas pequeñitas fuera de casa. Así que ando buscando ideas para hacer algo pequeño y útil para ella. Todo un reto para mí porque tengo que dar con el costurero perfecto y por supuesto enseñarte a hacerlo. ¡Toca pensar y pensar!

Una vez más gracias por la paciencia… ¡cuántas ganas de volver a coger el ritmo de antes! pero todo llegará, lo sé 🙂

Como siempre, ¡nos leemos pronto!

¡Besos costureriles!

11 comentarios en “Detalles costureriles que roban miradas

  1. Que cosa más mona!!! A mi ahora me ha dado por decorar con telitas bonitas las tapas de los tarros de cristal, y dentro pongo carretes pequeñitos de hilos de colores. Lo malo es que no tengo un sitio “asignado” para mi y de momento estan en un cajon. Pero estoy segura que ver esas cositas motivan asi que miralas mucho…..ya verás como las ganas te desbordan. Gracias por el esfuerzo. Un beso

  2. Hola guapa Con lo atareada que has estado este fin de semana Has tenido tiempo para este carrete tan chulisimo Gracias por compartir Besos costureriles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *